Mudarse en invierno en Barcelona

Mudarse en invierno en Barcelona es de las últimas cosas que se nos pasan por la cabeza. Pero en ocasiones esas decisiones se escapan de nuestras manos y nos toca lanzarnos a la tarea sin tener las mejores condiciones.

De noviembre a febrero las temperaturas son más frías en Barcelona. Varían alrededor de los 12°C o 53F. Y a pesar de ser una temperatura bastante amigable, hay generalmente días nublados y lluviosos.

En ese caso solo debemos saber que las condiciones del clima afectarán el tiempo y el proceso general de mudanza. Y es necesario tomar precauciones.

5 consejos para mudarse en invierno en Barcelona

Define la ruta

Revise las rutas de los traslados especialmente si la mudanza es desde Barcelona hacia otro país con un invierno más agresivo. Programe el día de la mudanza y revise la predicción del clima. Si contrata una empresa de mudanzas, coordina con anticipación el día y las exigencias logísticas.

Protégete y protege tus bienes

Las mudanzas invernales pueden ser desordenadas. Puede haber un día soleado con frío y pronto llover sin aviso.

La humedad es gran enemiga de los artículos eléctricos, textiles, de madera o de papel. Así que debes tomar en cuenta contar con plástico de embalaje o cajas de plástico preferiblemente que resguarden del agua los artículos más importantes.

Trata de vestirte con ropa cómoda, calzados que no te hagan daño, y abrigo que te proteja de las temperaturas bajas. Ten en cuenta que estarás varias horas de un lado al otro, así que la ropa cómoda será una gran aliada para todo el trajín del día.

No pierda la noción del tiempo

Es básico saber que en España hay horario de invierno y horario de verano. Si este es tu primer invierno en Barcelona, debes saber que finalizando octubre se realiza un ajuste del tiempo. Se retrasa una hora para aprovechar del sol durante la mañana porque los días son más cortos y por lo tanto hay menos horas de luz durante el día.

En consecuencia, mientras más temprano pueda iniciar su jornada de mudanza mejor.  

Contemple la logística

Este es un consejo valioso de mudanza sin importar la temporada: inicie su día con un desayuno nutritivo. También es importante mantenerse hidratado. Contemple una logística para la botana y el almuerzo de usted y las personas que estén con usted.

Asegúrese de tener en resguardo a sus hijos y si es posible coordine con sus familiares para que aguarden en otro espacio mientras usted se encarga del traslado de todo sin preocupaciones adicionales.

Por otra parte, arregla con antelación todo lo relacionado a los permisos de traslado y restricciones legales.  No olvides tomar en cuenta las precauciones de bioseguridad que todos debemos tener para resguardarnos en espacios cerrados. Cuidar de ti es cuidar de todos.

No olvide a sus mascotas

Las mascotas de por sí estarán bajo estrés por la mudanza, así que asegúrese de proveerles la mayor comodidad posible. Además de mantenerlos cálidos y secos, muéstrales afecto para ayudarles a disminuir el estrés y la ansiedad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
×

Powered by WhatsApp Chat

×